DECIONES Y PREJUICIOS HUMANOS

miércoles, 25 de noviembre de 2009

Por: Alejandro Cabrera Cruz - Periodista Independiente


El testimonio de un ex recluso revela la paradoja entre lo que promueve el sistema Comunista, para salvar a quienes un día torcieron sus pasos y, los prejuicios humanos que se alojan como decisiones institucionales.

Luis Osmani Suárez Sao de 34 años de edad y residente en Calle. 8 #49 en el Repto. Simoni de la Ciudad Camagüey. Hace más de 14 años que termino su sanción, con la experiencia y la sana voluntad de desechar sus errores y continuar hacia adelante “sepulte mis errores e intente abrirme paso, en este, mi país, pero todo se complico cuando posteriormente intento buscar empleo en Camagüey, tanto como custodio de parque etc., todas sus gestiones fueron infructuosas.

Para los directores de las Empresas Estatales no soy competente ni confiable, debido a mis antecedentes penales, confiesa Suarez Sao, ¿Cómo es posible aún haya personas de mentes retrógradas, que desconocen la palabra necesidad?

Luis Osmani Suarez Sao, tiene una extrema necesidad de trabajo. Tiene una familia que mantener.

0 comentarios:

Publicar un comentario

 
 
 

Labels